Laberintitis

Laberintitis: qué es, síntomas, causas y tratamiento

¿Qué es la laberintitis?

La laberintitis es el nombre popular para cualquier enfermedad que afecte el laberinto, que es el órgano del cuerpo humano responsable del equilibrio. Los principales síntomas son la pérdida del equilibrio, sensación de vértigo o mareos y, por consecuencia, náusea, dolor de cabeza, dificultad para fijar la mirada, dificultad para caminar en línea recta y estar de pie, entre otras cosas.

El laberinto es una estructura ósea muy pequeña que se localiza dentro del oído. Posee un líquido en su interior y, a partir del movimiento de este líquido, consigue transmitir al cerebro datos como la posición del cuerpo y la dirección y velocidad del movimiento.

Es así que podemos sentir, por ejemplo, cuando estamos acostados o de cabeza, y hacia qué lado está girando nuestro cuerpo.

Ante la presencia de cualquier problema que afecte este mecanismo, podemos tener la sensación de estar cayendo, o de que la cabeza está girando, lo cual es conocido como vértigo.

¿Cuáles son las causas?

Existen diversas causas para este padecimiento, entre las que están:

  • Envejecimiento debido a la edad avanzada;
  • Infecciones;
  • Inflamaciones;
  • Golpes o heridas en la cabeza;
  • Problemas en el sistema interno del oído (depósitos de calcio);
  • Migraña;
  • Problemas cerebrales como derrame cerebral o esclerosis múltiple.

Las posibles causas de la laberintitis pueden ser identificadas en consulta con el médico familiar o neurólogo.

¿En qué consiste el tratamiento?

El tratamiento de la laberintitis se realiza una vez que el médico ha identificado la causa específica.

El tratamiento buscará mejorar los síntomas que incomodan a la persona y ayudarla en su recuperación. Esto podrá incluir:

  • El uso de medicamentos para evitar náuseas y vómitos;
  • Realización de maniobras por parte del médico;
  • Ejercicios de rehabilitación en casa;
  • Uso de sedantes.

El tratamiento debe iniciarse tras la consulta médica. Con el tratamiento, la persona mostrará una mejoría significativa de la laberintitis.

Laberintitis: qué es, síntomas, causas y tratamiento

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *