¿Qué es la ovulación?

La ovulación es el proceso del ciclo menstrual de las mujeres en el cual un folículo ovárico maduro se rompe y libera un óvulo (también conocido como ovocito).

El proceso de la ovulación es controlado por el hipotálamo a través de la liberación de hormonas segregadas en el lóbulo anterior de la hipófisis (LH y FSH). En los humanos, la fase fértil va desde algunos días antes hasta algunos días después de la ovulación, que ocurre aproximadamente a la mitad del ciclo menstrual (día 14 en ciclos regulares).

El cuerpo de la mujer experimenta algunos cambios que indican la ovulación:

  • Secreción vaginal: El aumento de las secreciones vaginales (semejante a la clara de huevo cruda) es estimulada por la liberación de estradiol y es el primer indicio de que el periodo de ovulación está cerca. Esta señal surge cuando los folículos comienzan a formarse. La función principal de esta secreción es lubricar la vagina y ayudar a que los espermatozoides entren en el canal vaginal.
  • Aumento de la temperatura corporal: Durante el periodo fértil, la temperatura del cuerpo de la mujer se eleva ligeramente. Cuando la temperatura cae y se eleva nuevamente el día siguiente, es señal de que la ovulación está ocurriendo. Después del cuarto día de cambios en la temperatura, el periodo fértil termina. La temperatura se eleva porque cuando los folículos liberan óvulos, liberan también progesterona, responsable por esta pequeña alteración.
  • Aumento de la libido y del apetito: La progesterona es una hormona que se produce durante la ovulación y aumenta el deseo sexual de la mujer. Cuando esto ocurre, el organismo ya está ovulando, ya que la progesterona únicamente es liberada cuando los óvulos están maduros y han salido s de los folículos. Además de la libido, el apetito aumenta debido a la progesterona elevada.
  • Dolor pélvico: Durante el pico de los “síntomas”, algunas mujeres pueden experimentar dolor en la región pélvica (parte baja del vientre), parecido a los cólicos menstruales, pero en menor intensidad. Esta suele ser una señal típica de ovulación.
  • Fin del periodo fértil: Después de la ovulación, el organismo presenta niveles elevados de progesterona hasta el día de la menstruación. Con el aumento de esta hormona, algunos síntomas como irritabilidad, sensibilidad emocional, libido y apetito elevados, pueden permanecer hasta le menstruación.

Si los síntomas persisten y la mujer no menstrúa, puede ser una señal de embarazo. En ese caso, consulte a su médico.

¿Qué es la ovulación?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *