Enfermedades cardiovasculares: hipertensión, infarto, angina, derrame

Enfermedades cardiovasculares: tipos, síntomas y factores de riesgo

Las enfermedades cardiovasculares son aquellas que atacan el corazón o los vasos sanguíneos; son, además, consideradas una de las principales causas de muertes en el mundo.

El desarrollo de las enfermedades cardiovasculares es muy similar en todos los casos, pues casi siempre está relacionado con la obstrucción de las arterias y sus consecuencias en la nutrición, oxigenación y buen funcionamiento de los órganos.

Esclerosis aórtica

¿Qué es la esclerosis aórtica?

Esclerosis aórtica es un proceso de engrosamiento (espesamiento y calcificación) de la válvula aorta, que es una de las cuatro que controlan el paso de sangre hacia el corazón.

Este engrosamiento y calcificación de la válvula aorta no causa ninguna alteración en la cantidad de sangre que pasa por ella, por lo que las personas con esta condición no suelen presentar síntomas. La esclerosis aórtica es un problema de evolución lenta, surgiendo generalmente después de los 60 años. Puede ser causada por hipertensión, diabetes, tabaquismo y colesterol alto.

Dolor en la nuca. ¿Qué puede causarlo?

El dolor en la nuca puede tener diversas causas, entre las que destacan la tensión muscular y la presión alta como algunas de las más comunes. Este dolor puede también ser síntoma de alguna enfermedad neurológica, como la meningitis, aunque en estos casos, aparece acompañada por otros síntomas, como mareos, vómitos y fiebre.

Aneurisma cerebral

Aneurisma cerebral: qué es, síntomas, causas y tratamiento

¿Qué es un aneurisma cerebral?

El aneurisma cerebral (también conocido como aneurisma sacular) es una dilatación que se forma en la pared de una arteria debilitada del cerebro, que generalmente ocurre en arterias del Polígono de Willis (responsables, en parte, de la irrigación cerebral). Se cree que esta enfermedad es causada por una predisposición genética, incluso en personas con presión arterial normal, aunque es mucho más frecuente en hipertensos. La presión vuelve esta región de la arteria menos resistente y origina una especie de vejiga que va creciendo lenta y progresivamente. Con el tiempo, puede haber una ruptura de la arteria, con una hemorragia intensa, o compresión de otras áreas del cerebro (por el crecimiento del aneurisma).

Preeclampsia

Preeclampsia: qué es y cómo se trata

¿Qué es la preeclampsia?

La preeclampsia se refiere a una condición en la cual ocurre un aumento de la presión arterial después de la semana 20 del embarazo, asociada a una pérdida de proteína por la orina, llamada proteinuria. No obstante, la preeclampsia desaparece después del parto.

La preeclampsia ocurre debido a problemas en el desarrollo de la placenta al inicio del embarazo, durante su implantación en el útero. Conforme avanza el embarazo y la placenta crece, la falta de una vascularización perfecta causa una baja perfusión sanguínea, pudiendo causar isquemia placentaria. La placenta en sufrimiento por falta de circulación produce una serie de sustancias que, al llegar a la circulación sanguínea materna, causan un descontrol de la presión arterial y dañan los riñones.

Hipertensión arterial: qué es, causas y síntomas

¿Qué es la hipertensión arterial?

La hipertensión arterial sistémica (HAS) ocurre por diversas causas, que aquí describiremos. Es define como el aumento crónico de la presión sanguínea, con un valor superior a 140/90 mmHg (en adultos de hasta 72 años, sin comorbidades como diabetes o insuficiencia renal).

Los valores de la presión arterial se clasifican de la siguiente manera:

7 maneras de bajar la presión alta

Para bajar la presión alta y controlar la hipertensión arterial es necesario cuidar la alimentación y tener un estilo de vida saludable, lo que incluye reducir el consumo de sal, practicar actividad física, adelgazar, no fumar, entre otros cuidados.

Aquí le presentamos 7 cosas que puede hacer para bajar la presión arterial:

¿Las mujeres con riñón trasplantado pueden embarazarse?

Sí, las mujeres con riñón trasplantado pueden embarazarse, aunque el embarazo en estos casos es considerado de alto riesgo. Las complicaciones más observadas son la hipertensión arterial (presión alta) y parto prematuro.

Sin embargo, a pesar de que la probabilidad de complicaciones es más alta, el trasplante de riñón por sí mismo no es una contraindicación para el embarazo.