¿Usar lentes de contacto por mucho tiempo hace daño?

Usar lentes de contacto por más tiempo que el determinado por el oftalmólogo hace daño, pudiendo causar dolor, visión borrosa, así como infecciones y úlceras de córnea, alteraciones graves que pueden llevar a la ceguera.

El tiempo que el lente debe permanecer en el ojo depende del material del lente y de las características de los ojos del paciente.

El uso de lentes de contacto por mucho tiempo es dañino porque disminuye la oxigenación de la córnea. Como la córnea no posee vasos sanguíneos, debe captar el oxígeno del aire. Así, el lente de contacto actúa como una barrera al paso de oxígeno.

Si bien los materiales con los que están hechos los lentes de contacto permiten una buena difusión del oxígeno, estos no dejan de ser una barrera. Cuanto mayor sea la graduación del lente, mayor es el grosor y menor será el paso de oxígeno.

Esta reducción de la oxigenación puede provocar fallas e incluso la muerte de las células de la córnea, que no se regeneran. Además, las células de la superficie de la córnea son dañadas y comienzan a funcionar de manera equivocada.

Esto puede causar inflamaciones de la córnea (queratitis) y favorecer el desarrollo de infecciones graves como la úlcera de córnea infecciosa, causada por bacterias, hongos o amibas. En estos casos, las personas pueden quedar con secuelas permanentes en su visión e incluso requerir de transplante de córnea.

Otra razón por la que los lentes de contacto no deben usarse por más del tiempo indicado, es que acumulan residuos de proteínas y bacterias, que pueden causar alergias oculares e infecciones.

¿Dormir con los lentes de contacto es malo?

Sí, dormir con lentes de contacto puestos es malo. Si bien hay lentes desechables que se pueden usar durante el sueño, existe siempre un riesgo mayor asociado.

Esto porque los lentes de contacto disminuyen la oxigenación de la córnea durante el día, cuando los ojos aún están abiertos. Durante el sueño, con los párpados cerrados, esta oxigenación se reduce aún más.

Por lo tanto, lo más indicado es retirar los lentes de contacto antes de dormir para permitir que la córnea respire libremente y no haya infecciones.

Para evitarcompliaciones, deseche los lentes de contacto cuando hayan alcanzado el plazo determinado por el fabricante, aun si todavía parecen estar en buenas condiciones, y no use los lentes por más tiempo de lo indicado por el oftalmólogo.

Interumpa el uso de los lentes de contacto inmediatamente y acuda con un oftalmólogo ante la menor presencia de irritación, principalmente si hay enrojecimiento, dolor o problemas de visión.

¿Usar lentes de contacto por mucho tiempo hace daño?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *